DIAGRAMA DE GANTT

Henry Laurence Gantt, ingeniero industrial mecánico, fue el creador de una tabla muy especial, llamada Diagrama de Gantt,  a primeros del siglo XX. Se basaba en una estricta planificación temporal, que lleva su apellido, y que trae de cabeza a más de un jefe de obra en el siglo XXI.

Henry Laurence Gantt
DIAGRAMA DE GANTT

Un diagrama de Gantt, es una herramienta de trabajo para planificar proyectos, dando de una forma simplificada, una vista general de todas las tareas programadas. Consta de un eje horizontal, que representa la escala temporal, y un eje vertical, en el cual se reflejan las actividades a realizar. A dichas actividades, se les dará un formato de barra, cuya longitud variará en función de su duración temporal.

Diagrama de Gantt. Los intereses

A mi entender, tres son los estamentos, que requieren este tipo de diagramas, y son:

  • En primer lugar, la empresa constructora, la cual necesita este instrumento para preveer las certificaciones, producciones mensuales y costes previstos.
  • En segundo lugar, la dirección facultativa, para el control y seguimiento de objetivos de la obra.
  • Y por último, la propiedad, que también lo solicita, con el fin de controlar los plazos y objetivos marcados.
Diagrama de Gantt. Reunión de obra

Según estas tres importantes figuras, que forman el núcleo de una obra, esta herramienta es de un valor incalculable, ya que les hace conocedores, tanto de las fases de construcción, como de la parte económica de la obra, en todo momento.

Diagrama de Gantt.: Ventajas y Desventajas.

Para los partidarios de aplicar esta herramienta de trabajo, ofrece una mejora en la gestión del tiempo, mucha claridad, mayor comunicación y una motivación extra para quien las utiliza.

Sin embargo, creo que son más las desventajas que las ventajas, siempre pensada su aplicación a proyectos de gran envergadura de edificación.

Diagrama de Gantt.

¿ Quien realiza los Diagramas de Gantt?

Lo normal, es que estos diagramas sean creados por los jefes de obra, y en algunas ocasiones, por becarios recién salidos de la universidad, y que apenas han pisado la obra, lo cual, y no es culpa de ellos, porque son unos mandados, es mal comienzo para la obra.

Las probabilidades del Euromillón.

Creo recordar que la posibilidad de que seas poseedor de un boleto de primera categoría en el euromillón es de 1 entre 76 millones de posibilidades. Si esto, lo extrapolamos al diagrama de Gantt de una obra de edificación, de más de 100 viviendas, la posibilidad que no haya que modificarlo, durante el transcurso de la misma, es de 1 entre 100 millones.

La cruda realidad.

Cuando suena el pistoletazo de salida de una obra, desde el primer día, el diagrama se queda obsoleto. Todo el trabajo desarrollado por el jefe de obra, se derrumba, y empieza la carrera de punteos.

Por eso recalcó, que los diagrama de Gantt, son la soga de los jefes de obra de hoy en día, presionados por cumplir unos objetivos marcados en barras horizontales, utópicos e irreales.

Para solucionar los inconvenientes de las obras, un jefe de obra, debería puntear todos los días el diagrama, y emplear la mayoría de su tiempo, en revisar vivienda a vivienda y oficio a oficio. Si lo hicieran, desatenderían otras labores más importantes y la obra no progresaría correctamente.

Creo que para un jefe de obra, que el diagrama de Gantt de su obra, esté colgado o pegado en la pared de su caseta, a la vista de todos, es un calvario y una penitencia añadida, a las que ya de por sí tienen.

Esa obra de arte colgada en la pared.

Es como tener escrito en la pared » Me podéis dar todas las o… que queráis, que estarán justificadas».

Porque digo esto. Pues porque el escenario en el cual se celebran las reuniones con tu jefe, con la dirección facultativa y a veces con la propiedad, es la caseta de jefe de obra, el cual dispone en su pared, nada más entrar, de un diagrama de Gantt, de 2 metros de largo por un metro de ancho, y eso hunde al más optimista.

Las desventajas de esta herramienta son muchas. Entre todas ellas, destacaría, su complejidad para proyectos de gran envergadura, el arduo trabajo de elaboración y la renovación constante de los mismos por circunstancias ajenas a nosotros, convirtiendo a este diagrama, una herramienta de poca utilidad para nuestro trabajo.

Una obra cambia de la mañana a la noche en innumerables ocasiones. Lo que está mañana era bueno, esta tarde puede ser menos bueno, lo que era blanco, ahora es negro, y lo que parecía que era perfecto, ahora es una ruina.

Por todo ello, voto por adaptar los sistemas de trabajo, siempre a las circunstancias de cada obra, y no andar jugando, a ser el Rappel de la construcción.

Someter a los jefes de obra, a más presión, que de por sí ya tienen, es inhumano, y creo que innecesario, y menos con la elaboración de este tipo de diagramas.

Reflexión.

Mi reflexión final, seria, que el diagrama que el señor Henry Gantt, puso en marcha allá por primeros años del siglo XX, fue maravilloso y acorde a la revolución industrial de su tiempo. Pero en la actualidad, que sigamos machacando a los profesionales, con este medio de control, carente de sentido, sino se actualiza dia a dia,  me parece absurdo y ridículo. Para unas cosas evolucionamos demasiado y para otras, estamos estancados.

Os dejo este interesante video de youtube, del Aparejador Ivan, donde nos da las claves de como no planificar una obra con un Diagrama de Gantt. Espero que os guste

Click to rate this post!
[Total: 0 Average: 0]

2 comentarios sobre “DIAGRAMA DE GANTT

    1. Gracias Sr. Aguinaga por su comentario.
      Respeto su observación, al igual que usted debe respetar mi trabajo. Si no le gusta lo que ha leído, debería dar los motivos, y no solo lanzar la piedra y esconder la mano.
      Espero que tenga un buen día, y aprenda a apreciar lo que los demás hacemos, en nuestras horas de descanso, que por desgracia son pocas.

Los comentarios están cerrados.